El ciclo de la vida en 18 flores de Loto

Flor de loto

El cliclo de la vida en 18 flores de Loto

La vida se refleja a sí en todas sus formas, como un caleidoscopio que nos da reflejos de un mismo instante, ese instante es uno. Las etapas de la vida del loto son el reflejo de la luz en una joya, el sonido de la nota precisa, instantes de belleza suprema donde es el ojo que observa el que se descubre mirado en el loto.

¿Puedes ver que todas las flores son distintas?, ¿puedes ver los cambios en la edad? No vemos el cambio pues somos cambio eterno, sólo vemos la edad como reflejo de la propia, pero nunca la edad en sí misma: nuestra edad es la de las estrellas. Una larga flecha asciende desde lo más profundo, atraviesa el inframundo hasta alcanzar el cielo, en un instante milimétrico esa flecha es luz de la conciencia, la cúspide de la vida, al instante siguiente cae, regresa a la esencia de todo, se disuelve y es en la eternidad.

Hoy, en este instante, somos la vida en su máxima expresión de belleza, somos ese proceso atrapado en una esfera de cosmos.

El loto representa la resurrección. En India se dice que los dioses nacieron en lotos o padmas, es una metáfora para lo que representa convertirse en dios de uno mismo.

Dice el XIV Dalai Lama sobre las seis sílabas om mani padme hum: «significan que en la dependencia de la práctica de un camino que es la unión indivisible del método y la sabiduría, tú puedes transformar tu cuerpo, habla y mente impura al cuerpo, habla y mente pura y exaltada de un Buddha»

 om mani padme hum

(«¡om la joya en el loto hūṃ!»).

Om es cuerpo, habla y mente

la joya es el método,

el loto es la sabiduría,

hum es su indivisibilidad

El video también puede ser visto como un bucle interminable en la siguiente liga:

https://www.youtube.com/v/eJnZZioiXIM?version=3&loop=1&playlist=eJnZZioiXIM

Compártelo